fbpx

Get your 6-month No-Cost Opt-Out offer for Unlimited Software Automation?

Tanto si codifica software para miembros de su propia empresa como para una amplia base de clientes, contar con las prácticas y los marcos de pruebas correctos, ya sean manuales, automatizados o híbridos, conduce a una calidad de software constante, una mayor reputación y eficiencia.

Dependiendo de la empresa para la que trabaje, muchas de las pruebas se realizan de forma manual.

Obtenga más información sobre qué son las pruebas manuales, qué prueban las empresas con ellas y otros datos importantes sobre los procesos de prueba de software.

 

Tabla de contenidos

¿Qué son las pruebas manuales?

aclarar algunas confusiones en la automatización de pruebas de software

Las pruebas manuales son un tipo de pruebas de software en las que el probador ejecuta manualmente un caso de prueba sin ayuda de ninguna herramienta automatizada.

Las empresas utilizan las pruebas manuales como método para identificar fallos o problemas en su software. Aunque algunos lo describen como una forma simple o primitiva de prueba, en última instancia establece la funcionalidad de un programa sin requerir el uso de herramientas de prueba de terceros.

Todas las formas de prueba de software tienen algunos aspectos manuales, ya que hay algunas características de una aplicación que son simplemente imposibles de probar sin alguna intervención manual.

 

1. ¿Cuándo es necesario realizar pruebas manuales?

 

Hay varias etapas en las que los desarrolladores utilizan las pruebas manuales, la primera es a lo largo de la etapa de desarrollo de la funcionalidad básica.

Cuando la funcionalidad básica del software está en desarrollo, los desarrolladores comprueban manualmente que cada una de las partes del programa funciona, ya que esto es más rápido que crear casos de prueba para partes bastante sencillas del código.

Las pruebas manuales también son frecuentes en las últimas fases de desarrollo, cuando se crea la interfaz de usuario de un programa. Las pruebas de interfaz de usuario consisten en ver cómo responde un usuario real a la forma en que están diseñados los menús y cómo funciona el sistema.

Como esto implica muchos datos cualitativos y opiniones personales más que métricas puramente cuantitativas, las pruebas manuales son la opción ideal para obtener un mayor grado de conocimiento del producto.

 

2. Cuando no es necesario realizar pruebas manuales

 

Hay algunos casos en los que las pruebas manuales requieren mucho más tiempo y esfuerzo del necesario.

Las bases de datos manejan grandes cantidades de datos y su introducción manual llevaría mucho tiempo y sería ineficaz para una organización.

En estos casos, lo ideal es utilizar sistemas automatizados, ya que pueden manejar grandes paquetes de datos en un tiempo limitado.

Las pruebas manuales también son menos útiles en áreas como las pruebas de carga, en las que un desarrollador realiza pruebas para ver cómo su software maneja cargas significativas de usuarios.

Este suele ser el caso de las aplicaciones en línea y los programas con servidores que requieren una evaluación exhaustiva. La realización de pruebas manuales requeriría que muchas personas accedieran a la vez a una aplicación, lo que puede generar elevados costes de mano de obra para un servicio que puede ser realizado por un sistema automatizado de pruebas de software a un coste mucho menor.

 

3. ¿Quién participa en las pruebas manuales?

 

Los miembros del personal que intervienen en las pruebas manuales dependen de la naturaleza de la empresa en la que se trabaja.

 

Algunas de las personas que intervienen en el proceso de pruebas manuales, además del tipo de equipo de desarrollo en el que se encuentran estas funciones:

 

– Promotor:

 

Un desarrollador participa continuamente en el proceso, probando la funcionalidad básica del software y actualizando el código en función de los comentarios de los evaluadores de control de calidad.

Los desarrolladores realizan muchas pruebas manuales, ya que son los responsables de que los módulos funcionen a un alto nivel en las primeras fases del desarrollo de software.

 

– Probador de control de calidad

 

Presentes en equipos más grandes, los probadores de control de calidad realizan exclusivamente pruebas para una empresa y garantizan que la aplicación funcione como espera el cliente.

Un probador de control de calidad es importante sobre todo en las fases de prueba, integración y mantenimiento del desarrollo, ya que sustituye en las pruebas manuales a los propios desarrolladores, que realizan pruebas durante toda la implementación.

 

– Responsable de control de calidad

 

En las mayores empresas de desarrollo, los responsables de control de calidad asignan probadores a tareas y áreas específicas del proyecto.

También son responsables de crear una lista de cosas pendientes y de leer los informes de las pruebas. Esto es especialmente importante en las pruebas manuales, ya que la satisfacción del personal puede proporcionar resultados mucho mejores.

 

¿Qué probamos con las pruebas manuales?

 

Las pruebas manuales examinan diferentes aspectos del software, cada uno de los cuales es mejor cuando se utilizan pruebas manuales gracias a los retos específicos de las pruebas.

 

Además de las razones por las que las pruebas manuales prosperan aquí, algunas de las principales características por las que se beneficia del uso de pruebas manuales son:

 

1. Funcionalidad básica

 

Una de las primeras partes del proceso de pruebas de software se centra en la funcionalidad básica de un programa.

En esta fase, un desarrollador o probador examina uno de los módulos funcionales del código y evalúa si funciona como se espera. Debido a la pequeña escala de estos módulos, merece la pena centrarse en las pruebas manuales, ya que la automatización llevaría demasiado tiempo.

Un ejemplo de ello es un software de base de datos, en el que los probadores introducen un dato en la función y ya conocen el resultado esperado.

Si ambos coinciden, la prueba se ha realizado correctamente. Las pruebas en esta fase del proceso sientan una base sólida para el resto del trabajo de la empresa.

 

2. Diseño de la interfaz de usuario

 

La interfaz de usuario es el conjunto de menús, botones e interactividad de un programa informático.

Las pruebas de interfaz de usuario se centran tanto en el funcionamiento de la interfaz como en si resulta cómoda para el usuario: si puede interactuar con todas las funciones y si los menús son estéticamente agradables.

Las pruebas manuales son necesarias en esta fase, ya que la información cualitativa, como si las interfaces se ven bien, no es algo en lo que destaque un programa automatizado.

 

3. Pruebas de penetración

 

Las pruebas de penetración consisten en probar un programa informático para comprobar la facilidad con la que un tercero puede acceder a él por medios ilegítimos.

La automatización del software se centra en seguir unos pasos concretos y completar los procesos que ya forman parte de la aplicación, en lugar de explorar nuevas áreas, algo imprescindible para las pruebas de seguridad.

Por ejemplo, una empresa puede contratar a un hacker ético para que evalúe su software y busque cualquier oportunidad que pudiera tener un malintencionado de acceder a los datos de los usuarios.

Esto es cada vez más importante en los años transcurridos desde que el GDPR se promulgó como parte de la ley en toda Europa.

 

4. Pruebas exploratorias

 

Las pruebas exploratorias se refieren a pruebas que sólo deben realizarse una o dos veces, y reciben ese nombre porque consisten en “explorar” el software en busca de características o errores inesperados.

Las pruebas manuales son más adecuadas en este caso, ya que lleva tiempo escribir el código para un caso de prueba y alguien que entre manualmente en el software y lo examine tardaría menos.

Un ejemplo de ello es cuando un desarrollador quiere comprobar si una determinada función está integrada correctamente, con una única prueba que verifique que los datos se mueven correctamente por el programa.

 

Ciclo de vida de las pruebas manuales

 

El ciclo de vida de las pruebas manuales consta de varias etapas. Las pruebas manuales se utilizan para examinar una amplia gama de aspectos de un paquete de software.

 

Algunas de las etapas del ciclo de vida de las pruebas manuales son:

 

– Planificación

 

Planifique una ronda de pruebas que incluya la evaluación de los requisitos de la aplicación, las pruebas específicas que hay que realizar y la compilación en la que se va a probar el software.

En esta fase se redactan los casos de prueba para que los complete un evaluador manual y se crea un entorno de prueba. Sea minucioso para evitar que los probadores manuales realicen las pruebas de forma accidental.

 

– Pruebas:

 

Completa las pruebas. Esto implica pasar por los casos de prueba varias veces para obtener datos coherentes y anotar toda la información que se obtenga.

Si varía en algo con respecto al caso de prueba, anote cómo y por qué. La variación es más común en las pruebas de extremo a extremo, pero todas las pruebas manuales pueden experimentar algunas diferencias en la forma de trabajar de un probador.

 

– Análisis:

 

Analiza todos los resultados que hayas obtenido en las pruebas. Esto incluye averiguar cuáles son los errores del software y las posibles causas de los problemas.

Vaya más allá de la simple funcionalidad e integre información cualitativa como, por ejemplo, considerar el diseño de la aplicación.

La información cualitativa prospera especialmente en las pruebas manuales, en las que los probadores generan datos descriptivos que informan a los desarrolladores de ajustes minúsculos que mejoran enormemente la experiencia de alguien con una aplicación.

 

– Implantación:

 

Utilice los informes anteriores para aplicar una serie de cambios. Esto puede ser un proceso largo en función de los cambios, en el que los desarrolladores experimentan con el código para ofrecer una solución a los fallos que existían en versiones anteriores.

Cuando se utilizan pruebas manuales, los desarrolladores obtienen un beneficio adicional al comentar todos los cambios con un evaluador. Esto ayuda a ambas partes a comprender correctamente qué es lo que hay que ajustar y cómo hacerlo, tanto si se trata de un cambio funcional como de diseño.

 

– Reinicia la planificación:

 

Mientras los desarrolladores crean una solución para los problemas de las pruebas anteriores, planifica la siguiente serie de pruebas. Esto incluye probar las últimas actualizaciones e intentar recrear los errores presentes en la última versión.

Gracias a este ciclo constante de pruebas, el software siempre está mejorando y nunca es estático. Puede parecer que las pruebas manuales llevan mucho tiempo, pero la flexibilidad y la continuidad que ofrecen al repetir las pruebas generan un importante retorno de la inversión.

 

Ventajas de las pruebas manuales

 

El uso de pruebas manuales en una empresa de desarrollo de software tiene muchas ventajas, que van desde la calidad del propio software hasta la forma en que el proyecto afecta a las finanzas de la empresa.

 

Algunas de las ventajas de utilizar pruebas manuales en una empresa son:

 

1. Mayor flexibilidad

 

Para completar la automatización de las pruebas, es necesario que un analista de control de calidad entre en un software y codifique un caso de prueba que complete un conjunto preciso de pasos cada vez.

Aunque esto a veces es beneficioso, un probador humano puede pasar por un proceso y notar algo fuera de lugar antes de investigar y sin tener que cambiar una línea de código.

Esto aumenta significativamente la flexibilidad de sus pruebas y significa que encontrará problemas con su programa que de otro modo pasarían desapercibidos, teniendo una mayor oportunidad de solucionar los problemas.

 

2. Información cualitativa

 

La información cualitativa se refiere a la información que describe algo, y este es un tipo de información que los probadores humanos pueden ofrecer a un equipo de desarrolladores.

Un probador manual puede informar a la empresa de si un determinado menú parece “torpe” y explicar por qué, mientras que un programa de automatización no podría ofrecer esta información a un desarrollador.

Esto significa que mediante la implementación de pruebas manuales en sus flujos de trabajo, las empresas pueden aumentar significativamente el nivel de la aplicación de una manera que tendrían dificultades si utilizaran exclusivamente la automatización de pruebas en sus procesos.

 

3. Sin limitaciones por el entorno

 

Las pruebas de automatización se basan en el uso de una plataforma existente, y algunas tienen límites relativamente estrictos.

Entre las limitaciones a las que se enfrentan algunas plataformas (aunque no todas) se encuentran la imposibilidad de trabajar con plataformas como Linux, la posibilidad de trabajar únicamente con un determinado lenguaje de programación y la posibilidad de gestionar sólo un número determinado de tareas.

Cuando se trabaja con personas en los procesos de pruebas, estos límites desaparecen. Lo único que le limita es la habilidad de sus probadores manuales y no las cuestiones técnicas.

Esto le ayudará a crear una estrategia de pruebas que examine más a fondo un programa sin necesidad de hacer concesiones.

 

4. Permite realizar pruebas de usabilidad

 

Las pruebas de usabilidad son el tipo de pruebas que evalúan si un programa informático es “usable”, es decir, cómo lo ve y lo siente el usuario final.

Este tipo de pruebas va más allá de evaluar literalmente si una función puede utilizarse, sino que examina si alguien elegiría utilizarla frente a los productos de la competencia.

Implementar pruebas de usabilidad manuales proporciona a las empresas una mayor comprensión y ayuda a realizar ajustes que hacen que la aplicación sea más competitiva, algo que la automatización no puede ofrecer a los equipos de desarrollo.

 

Retos de las pruebas manuales

 

Al igual que con cualquier tipo de proceso como desarrollador, hay algunos desafíos asociados con el uso de pruebas manuales como herramienta de aseguramiento de la calidad.

Si es consciente de estos retos, podrá adaptar la técnica que utiliza al probar software manualmente, evitando que estas cuestiones causen problemas graves y aumentando el nivel del programa al final del proceso.

 

Algunos de los principales retos a los que se enfrentan las empresas cuando utilizan pruebas manuales son:

 

1. Niveles de competencia de los probadores

 

El primer reto importante al que hay que hacer frente es el nivel de conocimientos necesarios de todos los probadores manuales de un equipo.

Con probadores manuales de talento, las empresas ven un claro beneficio, ya que localizan los fallos más rápidamente y tienen la seguridad de que su software funciona como se espera. Las mejores empresas buscan siempre probadores manuales que estén a la vanguardia para garantizar un mayor nivel de rendimiento.

Como probador, procure siempre aprender y desarrollar estas habilidades. La mejora de las competencias significa que aportas más valor a una empresa, ya que las pruebas manuales detectan más errores y mejoran la experiencia del usuario. Las mejores pruebas manuales proceden de probadores que han dedicado tiempo a perfeccionar su arte.

 

2. Coste de las pruebas

 

Las pruebas manuales son un proceso habitual para empresas de todos los tamaños, pero dependiendo de la forma en que se utilicen, los costes pueden dispararse.

Por ejemplo, una empresa que cuente con varios empleados altamente cualificados puede gastar mucho dinero si realiza pruebas repetidas, ya que está pagando el tiempo de todos los presentes. Esto es menos problemático en los procesos de prueba automatizados.

Una forma ideal de contrarrestar este problema es planificar con antelación, ya que cuanto más tiempo se dedique a planificar las pruebas que se van a realizar y el orden en que se van a llevar a cabo, menor será la posibilidad de que aumenten los costes de personal a medida que la gente realice pruebas que no necesita.

 

3. Consumo de tiempo

 

Los ordenadores son más rápidos que las personas en todo tipo de cosas, desde planificar una jugada de ajedrez a invertir dinero en bolsa o incluso simplemente pulsar un botón después de que cambie de color. El mismo concepto se aplica a las pruebas, en las que los usuarios se toman su tiempo para leer toda la información y navegar por los menús.

Por tanto, las pruebas manuales pueden llevar mucho más tiempo que las automatizadas. Para contrarrestarlo, combine pruebas manuales y automatizadas, elimine las tareas secundarias de los evaluadores manuales y, en su lugar, recurra a ellos cuando sea necesaria su experiencia. Simplificar los procesos también es ideal para las pruebas manuales, ya que elimina el mayor número posible de pasos.

 

4. Potencial de errores

 

La gente comete errores. Esto es natural, ya sea por completar los pasos en el orden equivocado en una prueba o por anotar los resultados de forma inexacta debido a un error al hacer clic. Sin embargo, estos errores pueden causar graves problemas con la precisión de un régimen de pruebas de software.

Los evaluadores manuales que están más cansados o hastiados de completar la misma tarea una y otra vez son más propensos a cometer errores que los demás, así que utiliza la automatización para evitar esto siempre que sea posible o da a los evaluadores descansos regulares de su pantalla, ya que esto los mantiene más atentos a lo que está sucediendo.

Los directivos también pueden tener en cuenta la gestión de la carga de trabajo para evitar que la gente se agote y tenga problemas.

 

Características de las pruebas manuales

 

En las pruebas manuales hay que tener en cuenta algunas características importantes. Definen lo que es una prueba manual y son características importantes que puede tener en cuenta a la hora de diseñar sus pruebas.

 

Obtenga más información sobre algunas de las principales características de las pruebas manuales y lo que significan en un entorno de pruebas activo:

 

1. Casos de prueba optimizados

 

En las pruebas manuales, los casos de prueba están muy optimizados. Se refiere a las instrucciones que un evaluador manual tiene antes de completar una prueba, con un alto nivel de optimización que lleva a un equipo de pruebas a ahorrar tiempo y recursos al completar menos tareas.

Siempre que sea posible, intenta limitar el tamaño de un caso de prueba para aprovechar al máximo los recursos disponibles.

 

2. Métricas más comprensibles

 

Las mejores pruebas manuales tienen métricas más comprensibles. Cuando la automatización de pruebas genera constantemente estadísticas e información complejas, el conocimiento que estas métricas pueden proporcionar no merece el tiempo que le llevaría a un evaluador manual completarlas o calcularlas.

Como alternativa, las pruebas manuales implican métricas mucho más sencillas que son fáciles de generar y requieren menos tiempo para analizarlas posteriormente en el proceso.

 

3. Informes inteligentes

 

Las pruebas manuales dan lugar a informes más inteligentes por parte del equipo de pruebas. Las pruebas automatizadas generan sus propios informes al final del proceso, lo que suele dar lugar a que todos los informes tengan el mismo formato.

Los probadores humanos son mucho más flexibles y pueden crear sus propios informes, añadiendo cualquier información que consideren útil para el equipo de desarrollo siempre que sea necesario.

 

4. Reejecutar estrategias

 

Las estrategias de repetición se refieren al modo en que un equipo de pruebas ejecuta las pruebas una y otra vez, recopilando datos de las repeticiones de las tareas.

Las pruebas manuales implican que las estrategias de repetición son mucho más flexibles, ya que los evaluadores pueden realizar más pruebas si creen que hay algo más que investigar.

IS YOUR COMPANY IN NEED OF

ENTERPRISE LEVEL

TASK-AGNOSTIC SOFTWARE AUTOMATION?

Algunas pruebas manuales también fomentan activamente la variación en las acciones que completa un usuario, proporcionando datos de una gama más amplia de comportamientos. Esto genera más datos en torno al software y conduce a estrategias de actualización más coherentes de cara al futuro.

 

Tipos de pruebas manuales

 

Hay tres tipos diferentes de pruebas manuales que las empresas utilizan, con la diferencia dictada por el nivel de acceso que los probadores tienen. Cada tipo es útil en su propio contexto.

 

Los principales tipos de pruebas manuales son:

 

1. Pruebas de caja blanca

 

La prueba de caja blanca es una forma de prueba en la que los evaluadores pueden ver todo el código fuente y la documentación de diseño de un programa informático.

Este mayor nivel de acceso significa que el probador puede ver todos los aspectos individuales del código y cómo afectan al funcionamiento del software. Esto es ideal para las primeras fases del proceso de desarrollo, ya que los desarrolladores pueden examinar su propio código manualmente, compararlo con los casos de prueba y encontrar fácilmente el área que está causando algún problema significativo antes de parchear los errores existentes.

 

2. Pruebas de caja negra

 

Las pruebas de caja negra se refieren a una forma de prueba en la que los probadores no pueden ver nada de lo que ocurre detrás de la interfaz de usuario. Esto significa que no hay acceso al código ni a la documentación de diseño, por lo que los probadores se acercan al software con un desconocimiento total.

Los probadores manuales utilizan este enfoque en las últimas fases del proceso de desarrollo, ya que las pruebas de aceptación del usuario y las pruebas de extremo a extremo requieren la perspectiva de un usuario final en lugar de la de alguien con alguna implicación en el proceso de desarrollo.

 

3. Pruebas de caja gris

 

Las pruebas de caja gris son una combinación de las pruebas de caja negra y caja blanca, y requieren que el evaluador pueda ver parte de la documentación y el código fuente. Esto combina la ventaja de poder ver las posibles causas de cualquier problema sin dejar de limitar la información, lo que ayuda con funciones como la gestión de datos.

Utilizar pruebas manuales de caja gris a lo largo de las etapas intermedias del proceso de desarrollo, proporcionando a los probadores algo más de información, pero haciendo que sigan confiando en su propia intuición para gran parte de la funcionalidad, a fin de garantizar que un usuario final pueda entender los sistemas.

 

Aclarar algunas confusiones – Pruebas manuales frente a pruebas de automatización

 

En las pruebas de software intervienen dos disciplinas diferentes: las pruebas manuales y las pruebas de automatización. A pesar de que ambas tienen efectivamente la misma función, son disciplinas distintas que las empresas utilizan para examinar sus paquetes de software.

Siga leyendo para saber más sobre qué son las pruebas de automatización, la diferencia entre las pruebas de automatización y las pruebas manuales, y cuándo utilizar cada uno de los dos tipos de pruebas en sus procesos de control de calidad del software.

 

1. ¿Qué son las pruebas de automatización?

 

Las pruebas de automatización son el proceso en el que un evaluador utiliza una herramienta de terceros para automatizar un programa informático, examinando el programa a medida que completa repetidamente el mismo proceso para garantizar que su rendimiento es lo suficientemente elevado para una organización. La principal ventaja de automatizar las pruebas es que se trata de un proceso mucho más rápido, sobre todo a la hora de realizar tareas insignificantes como la introducción de datos.

Un ejemplo de ello es probar una base de datos para asegurarse de que maneja toda la información correctamente, introducir miles de datos en el software en cuestión de instantes y evaluar los resultados después.

Las empresas utilizan principalmente las pruebas de automatización para tareas grandes y muy repetitivas. Un sistema automatizado no cometerá errores menores, como introducir un dato incorrecto o hacer clic en un enlace equivocado.

Algunas de las principales piezas de software que lo utilizan son los servidores y las bases de datos en tiempo real, ya que manejan mucha información y grandes cargas de usuarios, por lo que requieren una forma de prueba a la altura de las exigencias.

 

2. ¿Cuál es la diferencia entre pruebas manuales y automatizadas?

 

La principal diferencia entre las pruebas manuales y las automatizadas es el método de realización.

Una prueba manual depende enteramente de un ser humano para completar la prueba, siguiendo el caso de prueba hasta su finalización y anotando cualquier información.

Con las pruebas automatizadas, un programa informático se encarga de completar los casos de prueba después de que los escriba inicialmente un analista de control de calidad.

Algunas plataformas de pruebas automatizadas también generan sus propios informes para los usuarios, lo que limita el tiempo que alguien debe dedicar a recopilar todos los datos del experimento. En su lugar, pueden dedicar su tiempo a generar una solución para los problemas que presenta el paquete de software.

 

3. Conclusión: Pruebas manuales frente a pruebas automatizadas

 

Existen algunas diferencias fundamentales entre las pruebas manuales y las automatizadas, ya que ambos conceptos se basan en fundamentos completamente distintos para funcionar correctamente.

Sin embargo, pueden colaborar estrechamente en muchos proyectos de desarrollo. Utilizando pruebas automatizadas para algunas de las tareas más pesadas y aplicando técnicas de pruebas manuales para las que dependen de una mayor flexibilidad, puede acelerar considerablemente sus procesos de pruebas.

Una de las mayores ideas falsas sobre las pruebas es que hay que tomar una decisión binaria, pero esto no podría estar más lejos de la realidad para cualquier equipo eficaz de garantía de calidad.

 

5 mitos de las pruebas manuales

 

Hay algunos mitos que la gente cree en torno a las pruebas manuales, cada uno de los cuales guía a la gente a seguir métodos menos que ideales y hace que obtener resultados sea más complicado de lo que tiene que ser.

 

Cinco grandes mitos en torno a las pruebas manuales

 

1. Las pruebas son el único departamento responsable de la calidad del producto

 

La calidad del producto es responsabilidad de toda la empresa, no sólo del equipo de garantía de calidad.

Las pruebas de software existen para eliminar errores siempre que sea posible, lo que significa que mucha gente considera que la corrección y localización de errores es responsabilidad exclusiva de un equipo de control de calidad. Por el contrario, los propios desarrolladores se encargan de escribir el código, mientras que el equipo directivo se encarga de organizar el desarrollo.

Todos los que desempeñan un papel en una empresa tienen alguna responsabilidad en la creación de un producto de un nivel lo suficientemente alto, en lugar de confiar en un equipo de pruebas para encontrar todos los problemas y enviar un producto tan pronto como sea posible después.

 

2. Las pruebas manuales ya no importan

 

Con el auge de la IA y la cada vez más común automatización de procesos robóticos, hay quien cree que las pruebas manuales ya no importan en el desarrollo de software. Las empresas ven el relativo abaratamiento de la automatización y optan por seguir esa vía siempre que sea posible.

Las pruebas manuales siguen siendo una de las herramientas más importantes para una empresa gracias a su utilidad para las pruebas E2E, de caja negra y de interfaz gráfica de usuario. Mediante la realización de pruebas manuales, las empresas descubren problemas de software que, de otro modo, la automatización pasaría por alto, lo que mejora su producto más allá de los beneficios potenciales que podrían obtener únicamente mediante la automatización.

 

3. Es para gente que no sabe codificar

 

Una de las principales suposiciones de algunos es que las personas que no saben programar prefieren hacer pruebas.

Sin embargo, esto dista mucho de la realidad. El conocimiento del código es imprescindible en muchos puestos de pruebas, ya que las pruebas de caja gris y blanca se basan en la lectura del código y en la comprensión de cómo puede contribuir a los errores presentes en el paquete de software.

Al asumir que sólo las personas que no saben programar participan en las pruebas, te limitas potencialmente a tener un personal de pruebas de menor nivel en tu equipo. Si es usted probador, considere la posibilidad de realizar un curso de codificación para mejorar su nivel.

 

4. Puede crear software sin errores

 

Algunas personas llegan al sector de las pruebas manuales con la idea de que un equipo de control de calidad puede encontrar todos los errores de un programa informático y ayudar al equipo de desarrollo a resolverlos.

En teoría, esto daría lugar a un producto que no tuviera ningún fallo y satisficiera por completo al cliente. Este es, por supuesto, el objetivo final ideal para las pruebas de software, pero rara vez es posible.

Incluso los paquetes de software más perfeccionados de las mayores empresas del mundo incluyen errores y, aunque el objetivo debe ser reducir el número de errores en la medida de lo posible, no hay nada malo en que un par de problemas menores lleguen a la versión final. Por eso son importantes las pruebas manuales posteriores a la publicación y el desarrollo.

 

5. Las pruebas no aportan ningún valor añadido

 

Uno de los mayores mitos en torno a cualquier forma de prueba de software es que no añade ningún valor al paquete de software. Sin embargo, los clientes siempre valoran la calidad como uno de los aspectos más importantes de la aplicación, y los programas con fallos o de baja calidad pierden inmediatamente a sus usuarios, que buscan alternativas.

Un producto pulido es mucho más valioso para una empresa que uno que no funcione correctamente, y las pruebas eficaces son el núcleo de este trabajo. Las pruebas de alto nivel generan importantes beneficios cuando las empresas deciden invertir adecuadamente.

En resumen, una estrategia híbrida de pruebas manuales y automatizadas siempre ofrecerá mejores resultados que cualquiera de las dos estrategias si se utiliza de forma exclusiva.

 

¿Qué necesita para empezar a realizar pruebas manuales?

 

Hay algunas cosas que necesita para iniciar el proceso de prueba manual, y tener todas estas características a su disposición hace que la prueba no sólo sea más fácil, sino posible en primer lugar.

 

Algunas de las cosas que necesita para empezar a realizar pruebas manuales son:

 

1. El software

 

Lo primero que necesita un evaluador para realizar pruebas de software es el propio software. Al fin y al cabo, las pruebas manuales son imposibles si no hay nada que probar.

Una prueba de software eficaz implica utilizar la iteración más reciente del software, ya que ésta tiene todo el código fuente relevante para las necesidades del usuario y es una representación más justa del producto en su estado actual.

Si es posible, compila la aplicación completamente nueva para obtener la visión más precisa posible del software.

 

2. Requisitos del software

 

Un probador debe tener acceso a los requisitos del software. No se refiere al hardware o al sistema operativo que necesita el paquete, sino al resumen del software en el que está trabajando el desarrollador.

Contar con requisitos de software más detallados en la fase de pruebas significa que el personal de control de calidad busca todas las características importantes desde el principio, toma nota de dónde hay problemas en el software y recomienda ajustes.

Sin esto, un probador está trabajando sin ninguna orientación y no sabe si la información que está proporcionando es realmente útil para el equipo de desarrollo.

 

3. Hardware adecuado

 

Las pruebas de software requieren un hardware que satisfaga las necesidades del programa que ejecuta.

Por ejemplo, si un probador está buscando fallos o problemas en un nuevo videojuego que requiere un hardware avanzado y sólo dispone de un PC de gama baja, no va a poder probar el software correctamente.

Esto es menos problemático en el caso de aplicaciones pequeñas o herramientas web. Asegúrate de que el hardware que utilizas se ajusta a las necesidades del software antes de empezar a completar las pruebas, eligiendo el hardware tras consultar con el equipo de desarrollo los requisitos del software.

 

Proceso de pruebas manuales

 

El proceso de prueba manual consta de varios pasos, cada uno de los cuales contribuye a obtener una visión precisa del programa.

 

Estos pasos incluyen:

 

1. Analizar los requisitos

 

El primer paso en el proceso de pruebas manuales es analizar los requisitos de la aplicación. Esto implica los requisitos específicos enumerados en el briefing de la aplicación, algunas de las características del documento de diseño y cualquier otra parte del programa que se espere ver (como requisitos legales).

Analizarlos al principio del proceso significa saber qué se está comprobando al examinar el software.

 

2. Crear un plan de pruebas

 

Una vez que sepa qué hay que probar, cree un plan de pruebas. Esto implica saber qué características está probando, cómo las está probando exactamente y en qué momento del proceso completa esas pruebas.

Al crear un plan de pruebas, te aseguras de que todas las pruebas necesarias estén listas con antelación y de que no se te escape ninguna función por accidente.

Esto también ayuda a gestionar la mano de obra, ya que se sabe cuántos probadores manuales se necesitan y cuándo.

 

3. Escribir casos de prueba

 

Empieza a escribir algunos casos de prueba para el software. Un caso de prueba es un conjunto de eventos que se completan al probar el software, siguiéndolos rigurosamente cada vez para asegurarse de que se trata de una prueba justa.

Piense en la prueba manual específica en la que está trabajando en cada caso e incluya tantos detalles como sea posible, ya que así se reduce la posibilidad de que alguien se desvíe del plan original.

 

4. Revise sus casos

 

Después de escribir todos los casos de prueba, realice un proceso de revisión exhaustivo. Esto implica entregar los casos de prueba a un miembro del personal directivo, preferiblemente un responsable de control de calidad.

Al implicar a un tercero en el proceso de revisión, se aumenta el nivel de los casos de prueba al eliminar cualquier error que pudiera haber. El gestor puede sugerir cualquier mejora que, en última instancia, haga que sus pruebas manuales sean más eficientes y le ayude a encontrar cualquier problema en la aplicación.

Asegúrese de que todos y cada uno de los casos de prueba se verifican antes de ejecutar las pruebas.

 

5. Ejecutar las pruebas manuales

 

Una vez que un gestor confirma un caso de prueba, empieza a ejecutar las pruebas. Síguelas en el orden que estableciste al principio del proceso para asegurarte de que completas cada prueba y de que la gente va completando las pruebas despacio y con cuidado.

Hacer bien las pruebas el 100% de las veces le ahorrará mucho tiempo respecto a cometer errores en algunas ejecuciones y tener que volver atrás y verificar de nuevo si los resultados son exactos.

Anote la información sobre la marcha para reducir la posibilidad de olvidar datos clave.

 

6. Informar de cualquier error

 

Una vez completadas las pruebas manuales y detectados los errores, realice un proceso de elaboración de informes.

Esto implica redactar un informe para el equipo de desarrollo en el que se enumeren todos los errores, dónde se han encontrado y los pasos que se han dado para recrearlos. Incluya todos los datos que genere en sus pruebas.

En las pruebas más cualitativas, analice el diseño de la aplicación en detalle, los problemas que haya tenido y algunas posibles soluciones que hagan que la aplicación sea más fácil de usar.

Recuerde que es en esta fase donde las pruebas manuales realmente destacan frente a la automatización, ya que los probadores manuales pueden proporcionar información cualitativa que la automatización a menudo no puede.

 

Buenas prácticas para las pruebas manuales

 

Las mejores prácticas se refieren a algunas cosas que son comunes en todos los tipos de pruebas manuales y que ayudan a mejorar el estándar de un proceso de pruebas. Seguir las mejores prácticas significa, en última instancia, disponer de una prueba de alta calidad con resultados precisos y fiables.

 

Algunas de las mejores prácticas a tener en cuenta durante el proceso de pruebas manuales son:

 

1. Centrarse en la claridad

 

Es imprescindible hacer hincapié en la claridad en todo el proceso de pruebas manuales.

Ser lo más claro posible reduce la posibilidad de falta de comunicación entre departamentos y profesionales, ayudando a que la gente se centre en trabajar en las áreas correctas del software. Esto es especialmente importante en las pruebas manuales, ya que hay más margen para la interpretación de las instrucciones.

Esto incluye redactar un caso de prueba claro para que lo siga el probador, anotar los resultados de forma sencilla y comprensible, y ayudar a todos los miembros de la organización a entender los requisitos de la aplicación.

 

2. Utilizar la revisión continua

 

Revise todo el proceso de prueba tan a menudo como pueda.

Un proceso de revisión eficaz implica prestar atención a la forma en que actúan los miembros del personal, revisar los casos de prueba para comprobar que siguen funcionando como se espera y revisar el propio software para asegurarse de que se está avanzando.

Controlar la calidad de todos y cada uno de los aspectos del proceso garantiza que los estándares no decaigan y que usted reciba un nivel de producción suficientemente alto de principio a fin.

 

3. No te limites a cazar bichos

 

Algunas personas piensan que el principal objetivo de las pruebas de software es encontrar errores, pero eso está muy lejos de la realidad. El proceso también implica asegurarse de que la aplicación funcione a un alto nivel, se ejecute de forma predecible y resulte cómoda para el usuario.

Al fin y al cabo, esta usabilidad es el objetivo principal de las pruebas manuales, ya que es casi “inautomatizable”.

Si encuentra algún fallo al seguir su caso de prueba, inclúyalo en su informe, pero salirse de su camino para encontrar fallos que no son relevantes para la prueba puede confundir a los desarrolladores y retrasar el proceso respecto a su posición esperada.

 

Tipos de resultados de una prueba manual

 

Hay varios tipos diferentes de resultados que puede recibir de una prueba manual, y cada uno ofrece una visión única de la forma en que una aplicación está funcionando.

 

Los tipos de resultados que puede obtener de las pruebas manuales son los siguientes:

 

1. Registro de defectos

 

Un registro de defectos es una lista o documento con todos los problemas que presenta un programa informático en una prueba. Cuanto más largo sea el registro de defectos, más problemas habrá que parchear en el software.

Éstas pueden ser automáticas o escritas manualmente por un probador manual. Los probadores manuales realizan esta tarea en aspectos más cualitativos del programa, ya que las plataformas de automatización no pueden formarse opiniones sobre la calidad de un software y se limitan a generar métricas.

 

2. 2. Datos cualitativos

 

Se refiere a los comentarios verbales y escritos que un evaluador manual presenta al equipo de desarrollo, normalmente después de completar una serie de pruebas, como una prueba de aceptación del usuario.

Una UAT se centra en asegurarse de que el usuario medio disfrutará del software y se involucrará en él como se espera, lo que supone un enfoque diferente en comparación con aspectos como las pruebas de características.

Los datos cualitativos se presentan en forma de conversación con el promotor o de informe escrito extenso.

 

3. Mensajes de error

 

Los mensajes de error son breves cadenas de texto que indican si se ha producido un error en un paquete de software y, en caso afirmativo, la naturaleza del problema.

La mayoría de los desarrolladores escriben un sistema exhaustivo que describe qué es un problema y por qué se produce, utilizando códigos de error para acotar el problema. Al tomar nota de cualquier mensaje de error en el software, un desarrollador conoce inmediatamente la causa del problema que ha surgido y es consciente de los posibles pasos a dar para resolverlo.

 

Ejemplos de pruebas manuales

 

Hay algunos ejemplos de pruebas manuales a tener en cuenta a la hora de aprender más sobre cómo llevar a cabo el proceso de pruebas manuales. Cada una de ellas es una disciplina de prueba específica que tiene lugar en un punto concreto del ciclo de desarrollo, ofreciendo a los desarrolladores más información y orientación sobre cómo mejorar su producto.

 

Algunos ejemplos de formatos de pruebas manuales son:

 

1. Pruebas unitarias

 

Las pruebas unitarias son el proceso de asegurarse de que cada unidad individual de un paquete de software funciona como cabría esperar. Una unidad, o módulo, se refiere a una única función que se codifica de forma independiente antes de compilarse en un paquete de software mayor al final del proceso.

Un ejemplo de esto es en una base de datos, donde alguien podría probar una función “SORT” para asegurarse de que organiza los datos correctamente antes de integrarla en el paquete más amplio.

El principal beneficio de completar las pruebas unitarias es el hecho de que comprendes que todos los sistemas funcionan correctamente por sí solos, y que cualquier problema que surja en etapas posteriores proviene de la forma en que todas las funciones se integran entre sí.

Completar estas pruebas manualmente es igualmente importante, ya que ahorra tiempo que se emplearía en la compleja codificación de casos de prueba de automatización.

 

2. Pruebas de extremo a extremo

 

Las pruebas de extremo a extremo son el proceso de probar una aplicación completa, desde el momento en que se abre el software por primera vez hasta que se completan todas sus funciones.

Un buen ejemplo de prueba de extremo a extremo es una aplicación móvil que calcula cuántos impuestos gana, en la que un probador descarga la aplicación y pasa por todas las funciones para recibir el cálculo final. El probador anota los problemas que ha tenido y los transmite a los desarrolladores.

Los desarrolladores se benefician de que este tipo de pruebas las realicen principalmente los evaluadores manuales, ya que les permite ver cómo funcionan juntas todas las unidades del software y garantiza que la aplicación funcione correctamente cuando están todas juntas.

Las pruebas de extremo a extremo se diferencian de las pruebas de aceptación del usuario en que estas últimas son principalmente un proceso interno, a diferencia de las pruebas de aceptación del usuario, que se realizan de cara al público.

 

3. Pruebas de aceptación del usuario

 

Las pruebas de aceptación del usuario son la etapa final del proceso de pruebas de software y consisten en asegurarse de que el producto es adecuado para la base de clientes a la que está destinado. Esto incluye proporcionar a los posibles clientes acceso a la aplicación para que puedan utilizarla y dar su opinión.

Uno de los ejemplos más comunes de pruebas de aceptación del usuario en el desarrollo de software moderno es el de las pruebas alfa y beta de videojuegos, en las que los jugadores pueden jugar al juego e informar de cualquier problema que exista en él.

La principal ventaja de realizar pruebas de aceptación del usuario es que se obtiene una perspectiva externa del producto en lugar de confiar en la perspectiva de las personas que han participado activamente en la creación del producto, lo que elimina cualquier posibilidad de que los sesgos afecten a las pruebas. Las pruebas manuales son necesarias, ya que un sistema de automatización no puede reproducir con exactitud el sentimiento del cliente.

 

Tipos de errores y fallos detectados mediante pruebas manuales que las pruebas automatizadas pasan por alto

 

Las pruebas manuales detectan todo tipo de fallos, errores y problemas, al igual que las pruebas automatizadas. Sin embargo, hay algunos problemas en el software que las pruebas manuales descubren de forma excelente y que la automatización no detectaría.

 

Algunos de los principales tipos de errores y fallos en las pruebas manuales son:

 

1. Flujo de trabajo deficiente

 

“Flujo de trabajo” se refiere al camino que sigue un usuario para llegar a un punto específico de la aplicación y completar un proceso. Aunque no haya nada técnicamente incorrecto en algunos flujos de trabajo, pueden seguir siendo problemáticos, ya que el camino puede no tener sentido para un profano.

En estos casos, un probador manual informará al desarrollador de los problemas con el diseño y recomendará cambios, ayudando a los usuarios a sentirse más cómodos y familiarizados con una aplicación de una forma que los sistemas automatizados no conseguirían.

 

2. Cuestiones gráficas

 

Las aplicaciones web funcionan en diversos dispositivos, con resoluciones y tamaños de monitor que varían constantemente en función del teléfono, la tableta o la pantalla de que disponga el usuario.

En una aplicación mal optimizada, esto podría dar lugar a que los activos se estiren y se vean peor en los dispositivos menos utilizados, con herramientas de automatización que simplemente siguen los menús y no se dan cuenta de ello.

Mediante la implementación de una serie de dispositivos, los probadores manuales pueden encontrar fallos gráficos que, una vez parcheados, hacen que los usuarios tengan una mejor experiencia con el paquete de software.

 

3. Enlaces inexactos

 

Algunos sitios web o aplicaciones enlazan con sitios web de redes sociales a través de una serie de botones y enlaces incrustados. Sin embargo, es posible que no siempre enlacen con el lugar correcto como resultado de una errata o un error en el proceso de desarrollo, algo que un sistema automatizado no encontrará necesariamente.

Los enlaces que van al lugar equivocado pueden causar confusión y perjudicar significativamente la retención. Los comprobadores manuales revisan todos los enlaces de un programa y se aseguran de que conducen al lugar correcto, ayudando a los usuarios finales a llegar a donde pretenden en lugar de ser inducidos a error por un problema.

 

Métricas comunes de las pruebas manuales

 

IS YOUR COMPANY IN NEED OF

ENTERPRISE LEVEL

TASK-AGNOSTIC SOFTWARE AUTOMATION?

Las métricas son valores numéricos simples y mensurables que indican algo tras el final de una prueba. Todos ellos son de naturaleza cuantitativa, lo que facilita su evaluación desde la perspectiva del promotor.

 

Algunas de las métricas de pruebas manuales más comunes que utilizan los probadores incluyen:

 

1. Defectos

 

La métrica de defectos es relativamente sencilla y se refiere al número de errores o fallos presentes en el paquete de software. Un defecto es cualquier caso en el que el software no funciona como se esperaba, desde la funcionalidad del software hasta la forma en que funcionan los gráficos. Analizar los defectos como métrica es relativamente sencillo, ya que un mayor número de defectos supone un mayor problema para la empresa.

Al hacer un seguimiento de si el número de defectos aumenta o disminuye de una iteración a otra, se puede comprender mejor si la calidad del software avanza en la dirección correcta a medida que sigue recibiendo actualizaciones.

 

2. Defectos por hora de ensayo

 

Los defectos por hora de prueba toman la métrica de defectos y le añaden algo más de detalle, dividiendo el número de defectos por el número de horas que los probadores dedican al software.

Por ejemplo, una herramienta web sencilla con cinco defectos que tarda dos minutos en ejecutarse tendría mejor aspecto que otra con diez defectos que se utiliza durante una hora con la métrica base.

Completando este cálculo adicional, los probadores manuales obtienen una mejor idea de la densidad de defectos, comprendiendo con qué frecuencia es probable que un usuario se encuentre con un defecto y si esto afecta seriamente a su tiempo con la aplicación.

Equilibrar los defectos con el tamaño de una aplicación siempre es beneficioso para contextualizar los problemas.

 

3. Porcentaje de casos de prueba superados

 

Algunos casos de prueba se ejecutan con una base simple de pasa/no pasa, y esta métrica proporciona un porcentaje de los casos de prueba que pasan. Cuanto mayor sea el porcentaje de casos de prueba superados, mejor será el rendimiento de la aplicación.

Cuando sea posible, intente utilizar el porcentaje de casos de prueba superados función por función en lugar de examinar toda la aplicación. Esto proporciona información más detallada sobre lo que funciona y lo que no, lo que ayuda a los desarrolladores a realizar cambios donde sean necesarios en lugar de completar una investigación más profunda para ver exactamente dónde está el problema. Cuanto antes encuentre la causa de un problema, mejor.

 

7 errores y trampas en la realización de pruebas manuales

 

Existen varios errores comunes en el sector de las pruebas de software, cada uno de los cuales puede provocar que no se encuentren los errores y que las pruebas se prolonguen más de lo previsto, con un coste más elevado.

 

Algunos de los principales errores y escollos que hay que tener en cuenta y evitar a la hora de realizar pruebas manuales son los siguientes:

 

1. Arreglar el fallo usted mismo

 

En algunas fases de un proceso de desarrollo, un desarrollador es la persona responsable tanto de probar el código como de solucionar el problema. Esto podría llevarles a intentar resolver ellos mismos los problemas de software, a pesar de que quizá no entiendan del todo la causa del problema.

Siempre que sea posible, procura que haya una clara división entre el probador y la persona que codifica la solución. Al hacer esta distinción, se reduce la posibilidad de centrarse demasiado en solucionar el error específico que se ha encontrado en lugar de tener en cuenta el resto del software.

Siempre que sea posible, distribuya el trabajo para conseguir una mayor difusión de los conocimientos sobre un tema.

 

2. Prisas en los exámenes

 

Algunos programas tienen plazos de lanzamiento muy ajustados, lo que puede hacer que los evaluadores se centren en realizar las pruebas más rápidamente para llegar a la fecha prevista. Se trata de un grave error, ya que se corre el riesgo de que se cuelen fallos importantes. Las pruebas manuales pueden agravar este problema, ya que la gente se siente presionada y se precipita.

Intente tomarse el mayor tiempo posible al completar los casos de prueba, repasando cada paso cuidadosamente y anotando los datos con más detalle. Aunque tenga que retrasar un poco el lanzamiento, es mejor enviar un producto completo que uno que los usuarios no disfruten por culpa de unos estándares deficientes.

 

3. 3. Mala comunicación

 

La comunicación dentro de un equipo es primordial en cualquier proyecto de desarrollo de software, ya que las personas obtienen el máximo conocimiento posible de sus compañeros y utilizan esta información para mejorar el producto. Esto se aplica a mantener una conversación constante entre departamentos, así como dentro de un mismo departamento.

Cuanto más eficaz sea la comunicación entre el equipo de control de calidad y los desarrolladores, mejor orientados estarán a la hora de crear actualizaciones, y todos se beneficiarán colectivamente del lanzamiento de un producto del más alto nivel.

Las pruebas manuales permiten una mejor comunicación, ya que el probador tiene una comprensión completa de la experiencia, proporcionando más claridad y detalle.

 

4. Pruebas sin preparación

 

La preparación engendra perfección, y eso es cierto en todo el panorama de las pruebas de software. En el caso de las pruebas manuales, esto significa dedicar tiempo a comprender el software, además de aprender las instrucciones y crear casos de prueba que desafíen adecuadamente todos estos objetivos.

Tomarse su tiempo significa que sus casos de prueba se adaptan a sus necesidades como desarrollador, y es mucho más probable que encuentre todos los errores más significativos del sistema. Esto también ayuda a los evaluadores a leer los casos de prueba con mayor claridad y a ejecutarlos con un mayor grado de precisión.

 

5. Ignorar sus instintos

 

Cuando una empresa empieza a realizar pruebas manualmente, lo hace por varias razones, entre ellas el hecho de que desea contar con la adaptabilidad y los instintos de un probador humano. Al probar un programa informático, es posible que notes que algo parece extraño a pesar de no formar parte activa de un caso de prueba, lo que te lleva a no realizar ningún cambio o a investigar más a fondo. Esto es un error.

Déjese llevar siempre por la curiosidad y escuche lo que le dicen sus instintos, ya que esto le ayudará a encontrar los problemas que un caso de prueba automatizado no puede encontrar. Los evaluadores manuales son elegidos por su inteligencia y experiencia, por lo que actuar en función de estas características es aprovechar al máximo el potencial de una prueba.

 

6. Miedo a equivocarse

 

Todos cometemos errores, independientemente del trabajo que estemos realizando. Sin embargo, es mejor reconocerlo que lanzarse a un proceso temiendo cometer un error. Esto hace que te estreses más y es aún más probable que provoques problemas en el rendimiento de tus pruebas. La automatización no tiene este problema, y los probadores manuales son más susceptibles a la presión.

Aborde sus tareas con naturalidad y, si comete un error, intente rectificarlo lo antes posible. Las pruebas de software son la fase en la que se descubren y solucionan los problemas, y los problemas ocasionales de las pruebas no van a arruinar el software para el usuario final siempre que se solucionen.

 

7. No hacer pausas

 

Las pruebas manuales requieren un alto nivel de atención al detalle en cada una de las pruebas, lo que puede resultar agotador para un probador. A pesar de ello, algunos probadores y empresas se centran en mantener a los probadores durante todo el día sin pausas añadidas por cansancio o lapsos de concentración.

Se trata de un error importante. Proporcione al personal encargado de las pruebas descansos a lo largo del día, ya que así se reduce la posibilidad de que surjan problemas y las pruebas son lo más precisas posible. Si usted mismo es probador, intente colaborar con el personal directivo para cuidar activamente de su salud mental y la de los que le rodean.

 

Mejores herramientas para pruebas manuales

 

Cuando realice pruebas manuales, no tendrá que completar cada parte del trabajo usted solo. En algunos casos, utilizar una herramienta puede ser perfecto para gestionar sus pruebas y hacer que el proceso sea lo más fluido posible. Si eres un probador que está pensando en cómo mejorar sus estándares, buscar herramientas podría ser el comienzo ideal.

 

5 mejores herramientas gratuitas para pruebas manuales

 

Cuando se empieza a utilizar una nueva herramienta de pruebas de software, hay que asegurarse de que la inversión resulta rentable. Esto se refiere a la cantidad de tiempo que inviertes en el software y la cantidad de dinero que gastas para obtener la licencia.

Con las herramientas gratuitas de comprobación manual, obtener una buena relación calidad-precio es mucho más sencillo y no se sufre el remordimiento del comprador si no funciona.

 

Algunas de las mejores herramientas gratuitas de pruebas manuales a disposición de los equipos de control de calidad son:

 

1. JIRA

 

JIRA es una herramienta de documentación para pruebas de software que permite a los desarrolladores crear tickets para cualquier error, incidencia o corrección que requiera asistencia. Esta plataforma también viene con herramientas de priorización, de modo que un equipo de desarrollo puede buscar primero los problemas más importantes a la hora de mejorar su programa.

 

2. LoadRunner

 

Compatible con una amplia gama de herramientas de desarrollo, LoadRunner ayuda a realizar pruebas de rendimiento en diversos entornos, generando datos de pruebas de rendimiento con todo lujo de detalles. La herramienta también ayuda a clasificar algunas de las principales causas de los problemas de rendimiento para un desarrollador que busca aumentar la eficiencia.

 

3. SonarQube

 

Admite una amplia gama de lenguajes de programación a través del trabajo de pruebas manuales, realizando un seguimiento de las mediciones a lo largo del tiempo para reducir la cantidad de informes que los probadores manuales tienen que completar por sí mismos. Es muy adaptable y se integra eficazmente con las principales aplicaciones de terceros.

 

4. Trac

 

Desarrollado en Python, Trac es una herramienta de gestión de proyectos que te proporciona tu historial de vistas, código y cualquier cambio para que veas las modificaciones realizadas entre pruebas. La depuración a través de Trac también utiliza un sistema de gestión de tickets, lo que simplifica el proceso de encontrar un problema y solucionarlo para un usuario.

 

5. NUnit

 

Basada en JUnit, NUnit es una herramienta completamente de código abierto que admite pruebas orientadas a datos y se integra eficazmente con diversas plataformas. Puede acceder a datos cuantitativos incluso después de completar las pruebas manuales, lo que proporciona una mayor perspectiva a los desarrolladores que buscan solucionar cualquier problema.

 

5 mejores herramientas gratuitas de pruebas de automatización

 

Aunque las pruebas manuales tienen muchas ventajas, a veces lo ideal esautomatizarlas.

Esto le ayuda a eliminar algunos de los inconvenientes de centrarse exclusivamente en las pruebas manuales sin dejar de obtener una buena visión general del software. La automatización requiere algunas herramientas para empezar, y muchos desarrolladores prefieren utilizar herramientas gratuitas mientras empiezan a trabajar y se familiarizan con la plataforma.

 

Algunas de las mejores herramientas gratuitas de pruebas de automatización disponibles son:

 

1. ZAPTEST EDICIÓN GRATUITA

 

ZAPTEST Free Edition está diseñado para ayudar a los probadores a integrar la automatización en su trabajo, con un enfoque en ser multiplataforma y conseguir que los usuarios implementen la automatización de una manera que apoye adecuadamente las pruebas manuales. La automatización de cualquier tarea es el principal atractivo, ya que todos los aspectos del software pueden automatizarse a través de la edición gratuita de ZAPTEST.

 

2. Appium

 

Se trata de un marco de automatización de pruebas de código abierto que se centra específicamente en la automatización de dispositivos móviles para aplicaciones que funcionan en tiendas web. Appium funciona con diversas API y sistemas operativos, como iOS, Windows, Mobile, Web y Android.

 

3. Plataforma Katalon

 

Katalon, una solución sin código, ayuda a los probadores sin experiencia en codificación a conseguir un mejor trabajo de pruebas automatizadas. Esta plataforma tiene una tienda con una amplia gama de extensiones, pero esto significa que para sacar el máximo provecho del software de pruebas es probable que tenga que invertir mucho tiempo, y potencialmente dinero, en adaptarlo a sus necesidades.

 

4. Robotium

 

Una herramienta de código abierto que se centra específicamente en las pruebas de Android, al tiempo que permite la aceptación del usuario y las pruebas de caja gris. Aunque esta aplicación funciona a un alto nivel, existen algunos riesgos para los usuarios, ya que las aplicaciones multiplataforma seguirían requiriendo pruebas en todas las demás plataformas.

 

5. Loadster

 

Loadster es una herramienta diseñada para ayudar a las empresas que trabajan con aplicaciones que tienen grandes bases de usuarios. El uso de esta herramienta ayuda a los desarrolladores a prepararse para mayores picos de tráfico y a tener un rendimiento óptimo incluso con una presión significativa sobre los servidores de la empresa. Además de ayudar con las pruebas manuales, Loadster puede automatizar algunas de las tareas de un probador, como el reposo de carga.

 

Conclusión

 

En conclusión, las pruebas manuales son un activo para cualquier organización. Los probadores pueden descubrir problemas que de otro modo pasarían desapercibidos y proporcionar información detallada sobre una aplicación que la automatización sencillamente no puede.

Aunque las pruebas manuales presentan algunos inconvenientes, las empresas inteligentes utilizan cada vez más un sistema híbrido de pruebas manuales y automatizadas, que ayuda a tener en cuenta los puntos débiles de cada una y a la vez aprovecha las ventajas de ambas.

Las pruebas manuales son la espina dorsal de un mejor desarrollo de software y utilizarlas correctamente puede suponer una gran diferencia en sus resultados.

 

Preguntas frecuentes y recursos

 

Las pruebas manuales pueden ser un tema complicado, por lo que es comprensible que tenga más preguntas sobre su funcionamiento. Vea algunas preguntas frecuentes sobre pruebas manuales con algunos recursos de los que puede beneficiarse a medida que aprende a convertirse en un mejor probador manual con el tiempo.

 

1. Los mejores cursos sobre automatización de pruebas manuales

 

– Fundamentos de automatización de pruebas” – Udemy

– “Cursos de formación en automatización de pruebas” – NobleProg

– “Formación en Pruebas Manuales – Reino Unido” – The Knowledge Academy

– “Pruebas manuales y de automatización” – IT Talent Hub

 

2. ¿Cuáles son las 5 preguntas más frecuentes en una entrevista sobre pruebas manuales?

 

– “¿Tienes experiencia en pruebas manuales?” – Establece si un candidato tiene mucha experiencia trabajando en entornos de pruebas.

– “¿Cuál es la diferencia entre pruebas manuales y automatización de pruebas?” – Establece si un candidato tiene conocimientos técnicos básicos sobre los procesos de pruebas.

– “¿Cómo ha superado los retos en un entorno de pruebas de software?”. – Evalúa las habilidades de resolución de problemas que tiene un candidato en el espacio de pruebas manuales.

– “¿Cuál es la herramienta ideal para apoyar las pruebas manuales?” – Construye una mejor idea de los flujos de trabajo que utiliza el candidato y si esto se adapta a la empresa.

– “¿Se siente cómodo trabajando en equipo?”. – Indique al entrevistador si el candidato es capaz de trabajar en un grupo más grande.

 

3. Los mejores tutoriales de Youtube sobre pruebas manuales

 

– “Pruebas manuales (curso completo)” – SDET- QA Automation Techie

– SOFTWARE TESTING TUTORIAL – Master Software Testing and Crack Job in Testing” – Software Testing Mentor

– ¿Qué es la Prueba Manual? ¡| Tutorial de Pruebas Manuales para Principiantes | Edureka” – edureka!

– Conceptos de pruebas manuales (funcionales)” – Naveen AutomationLabs

– “Tutoriales de Pruebas Manuales” – Academia de Pruebas de Software

 

4. ¿Cómo mantener las pruebas manuales?

 

Hay algunas cosas que se pueden hacer para mantener las pruebas manuales, la primera de las cuales es cuidar a los probadores. Al situar el bienestar en el centro de los procesos de evaluación, se asegura de que todos estén en condiciones de prestar atención y rendir al máximo.

Además, concéntrese en disponer de buenas estructuras de apoyo. Esto implica una supervisión por parte de los gestores que garantice la coherencia de las pruebas y la obtención de resultados precisos siempre que sea posible.

No hay un mantenimiento mecánico o automatizado estricto en sí, pero cuidar de las personas es una forma de mantener las pruebas en sí.

Download post as PDF

Alex Zap Chernyak

Alex Zap Chernyak

Founder and CEO of ZAPTEST, with 20 years of experience in Software Automation for Testing + RPA processes, and application development. Read Alex Zap Chernyak's full executive profile on Forbes.

Get PDF-file of this post